Archivos Mensuales: noviembre 2012

Practicar con Frío

Como habitualmente me muevo a pie de un sitio a otro he podido sentir en mis propias carnes el descenso de temperaturas que estamos teniendo estos días. Como suele ser habitual, eso que en otros lados se llama otoño, en Madrid se traduce por pasar de la camiseta al forro polar.

Aparte de ser un aliado indiscutible de los vendedores de pañuelos, el frío también nos puede ayudar en la práctica. ¿Cómo? Pues parece una tontería pero a mí la percepción de la temperatura me sirve para conectar con la presencia.

English: Trees covered by snow in Boreal, Cali...

Salvo para los monjes tibetanos o los budistas de Bilbao, normalmente practicamos en nuestra casa u otro sitio calentito. Yo suelo practicar por la mañana, antes de ir a trabajar, al calorcito de mi salón. Independientemente de la calidad de la práctica, lo que siempre queda es un poso de serenidad y del “ser consciente de”. Cuando salgo a la calle y me golpea el frío madrileño en la cara, resulta interesante usar ese estado para observar la conciencia. Es en ese momento cuando percibo una clara, clarísima, diferencia entre el cuerpo, la mente y la consciencia que existe detrás de ambos.

Lee el resto de esta entrada

Asia, Buda y Rollitos Primavera

Una de las cosas que dijo Steve Jobs en su celebérrimo discurso de la universidad de Stanford fue que uno sólo puede unir los puntos de su vida mirando al pasado. No podemos prever a dónde nos llevarán nuestras acciones o lo que conseguiremos con ellas en el futuro.

En mi caso, un ejemplo claro de eso es el blog que os presento hoy: Asia, Buda y Rollitos Primavera. Sólo hay un puñado de blogs que han conseguido engancharme para visitarlos de manera regular, y éste es uno de ellos. Lo curioso es que habla de meditación y lo leía mucho tiempo antes de que empezara a practicar.

Lee el resto de esta entrada

Maratón de Meditación

El miércoles pasado, Santiago nos sorprendió con un ejercicio continuado de meditación: 45 minutos sin parar, ¡toda una maratón!

Para los que os lo perdisteis, fue algo parecido a las meditaciones que se deben realizar en los retiros o en la tradición Zen: una primera parte de meditación sentada (creo que debieron ser en torno a quince minutos), luego una parte de meditación andando, después otra sentada y otra final andando. Así, sin pausas entre medias.

Fue un ejercicio curioso, porque nunca había estado tanto tiempo manteniendo, o tratando de mantener, la atención y la presencia. Además del cansancio que supone este esfuerzo sostenido, aprendí cosas interesantes.

Lee el resto de esta entrada

El ego y las naranjas camboyanas

Este es el templo de Preah Prohm Rath, en Siem Riep, Camboya. Como Siem Reap está al lado de los templos de Angkor, es una ciudad rebosante de vida y dinero, por lo que los templos budistas están más limpios y decorados de lo habitual. Y como Siem Reap esta muy cerca de Tailandia, esta decoración es más hortera de lo que cabría esperar en un templo budista theravada.

 

Pero no es del templo de lo que quiero hablar, sino de un señor que encontré allí, uno de tantos encuentros anónimos que tuve en ese país.

Lee el resto de esta entrada